En pantalla: Kingsman: El Círculo Dorado


Título Original: Kingsman: The Golden Circle
Dirección: Matthew Vaughn
Guión:  Matthew Vaughn, Jane Goldman
Historia: Basada en "El Servicio Secreto" de Mark Millar y Dave Gibbons, y personajes de Matthew Vaughn y Jane Goldman
Elenco: Taron Egerton, Colin Firth, Mark Strong, Julianne Moore, Edward Holcroft, Jeff Bridfes, Halle Berry, Pedro Pascal, Channing Tatum

"Kingsman: El Servicio Secreto" fue una película sorprendentemente disfrutable: no era una obra maestra, pero logró darle un giro bastante interesante al género de las películas de espías, inyectándolo con humor y violencia que se echa en falta a veces en películas más conocidas de este género. Con el éxito de esta película, era solo cosa de tiempo para que se estrenara una secuela, que ha llegado del mismo director y con gran parte del elenco de la cinta original.

"Kingsman: El Círculo Dorado" comienza un año después de la primera cinta. Eggsy, ahora un miembro iniciado y consolidado de la organización secreta Kingsman, es atacado por Charlie Hesketh, quien fue un recluta de Kingsman que no logró unirse a la organización, y Hesketh aprovecha esta oportunidad para robar datos de Kingsman, y perpetrar un ataque que deja como únicos supervivientes a Eggsy y a Merlín. Ambos inician el protocolo de emergencia de Kingsman, que los lleva a encontrar a su contraparte americana, Statesman. Ambas organiuzaciones comienzan a rastrear al Círculo Dorado, dirigido por Poppy Adams, quien puede poner en peligro millones de vidas.

La película no se detiene mucho, y tiene un ritmo bastante rápido. Literalmente, solo pasan dos minutos y dos segundos antes de que comienza una escena de acción, y esta tiene todos los rasgos que distinguieron a la primera cinta: un estilo de cámara rápido y sin muchos cortes, aunque sí con muchos acercamientos, combate cercano y con armas, y un tono que no es del todo serio ni del todo cómico. Dentro de esto, la película tiene más acción y más humor que su predecesora, aunque a veces es en desmedro de desarrollar bien a sus personajes.

Esta secuela introduce a Statesman, la contraparte americana de Kingsman, y muestran que ambas organizaciones tienen métodos y tecnología diferente, pero logran trabajar bien cuando tienen un objetivo común, y el papel de Pedro Pascal es bastante destacable, aportando con un toque cómico que viene muy bien para el contexto de la película.

Dentro del universo que se construye con esta segunda película, Statesman aporta con nueva tecnología que resulta coherente con el resto del universo, aportando a mostrar organizaciones de espías bastante avanzadas, sin que se sienta que sus avances están fuera de lugar, al igual que sus estilos de trabajo y sus técnicas de combate. También, habrá más escenas de acción, y cada una de ellas es increíble, sobre todo hacia el final de la cinta.

Pese a esto, la película tiene algunos fallos que no pueden pasarse por algo: Poppy Adams no es una villana que se sienta tan carismática como Richmond Valentine, y aunque sí debo decir que tener a Charlie Hesketh como el secuaz más letal de Adams fue buena decisión. También, la película se alarga un poco más de la cuenta, y recortar algunas escenas no le habría hecho mal, y el tono cómico ya no es satírico como en la primera película, y algunos de los chistes son un tanto inadecuados en su contexto.

Lo que sí es importante destacar es que Taron Egerton logra mantener un carisma increíble durante la película, haciendo que podamos sentirnos identificados con su personaje, y Colin Firth sigue manteniendo su increíble carisma de caballero inglés. Mark Strong logra hacer todavía más querible al personaje de Merlín, y Pedro Pascal realmente es todo lo que se espera de su papel, pero la mayoría del resto de los personajes on increíblemente planos y unidimensionales.

"Kingsman: El Círculo Dorado" es una película que me deja con sentimientos encontrados, ya que avanza en muchos aspectos pero retrocede bastante en otros. Con una tercera entrega claramente en el horizonte, espero que no se repitan los errores de esta cinta.

Escrito por Mario.

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.