.

.

En Pantalla: Palm Springs


Título Original:
Palm Springs
Dirección: Max Barbakow
Guion: Andy Siara
Elenco: Andy Samberg, Cristin Milioti, J.K. Simmons
Duración: 90 minutos


En medio de esta pandemia, tener series y películas nuevas se convierte en un desafío cada vez mayor. De la misma forma, muchas productoras de cine han recurrido a los servicios de Streaming para estrenar sus películas, por lo que gracias a Hulu, hace un tiempo se estrenó “Palm Springs”, que fue descrita por muchos como “El Día de la Marmota en un matrimonio”, pero es más que eso, afortunadamente.

La trama inicia con Nyles, quien tiene una aventura con Sarah durante el matrimonio de la hermana de esta última. Antes de poder llegar a mayores, un confuso incidente deja a Nyles herido, y lleva a Sarah a una cueva, pese a las advertencias de Nyles. Cuando Sarah despierta, busca a Nyles pidiendo una explicación, y Nyles le explica que tras entrar a la cueva ambos han quedado atrapados en un bucle temporal, y que él lleva mucho tiempo atrapado en este. Durante sus nuevas vidas, ambos comenzarán a conocerse y a descubrir secretos de la boda. Además, deberán lidiar con las apariciones ocasionales de Roy, un invitado que Nyles atrapó en este bucle por accidente.

Si bien la historia de un bucle temporal ya se hizo hace 27 años con Bill Murray (y es un clásico indiscutible), esta película logra darle un giro a este concepto, añadiendo un toque de comedia romántica a la fórmula para evitar que solo se sienta como un cambio de ambientación. Además el tener varias personas y un personaje ocasional permite mayor flexibilidad con la premisa, ya que verlo todo desde la misma perspectiva siempre puede dificultar el avance de la historia, pero aquí pudimos ver el desarrollo de un vínculo entre dos personas gracias a esto.

También ayuda que el tercer personaje (Roy) sea interpretado por el brillante J.K Simmons, que da la crueldad y sabiduría necesarias a su personaje, y siempre logra hacer reír de una u otra forma cuando está en pantalla. Su química con Andy Samberg solo se ve del todo en una escena, pero demuestra que el talento de ambos es innegable, al igual que el de Cristin Milioti, que es capaz de interpretar a una Sarah que convence y tiene un avance en su personaje, incluso cuando a la mitad de la película hay una revelación que nos hace cambiar nuestra opinión de los eventos.

Al principio veremos un Nyles nihilista y hedonista tras pasar mucho tiempo atrapado en el bucle, pero conocer a Sarah le hará cada vez mejor, y también podremos ver que ambos van alternando en sus perspectivas sobre sus nuevas circunstancias de vida, pasando de momentos de pesimismo y resignación, a otros donde buscarán disfrutar juntos.

El espectáculo de la trama no está en su avance, sino que en los descubrimientos que cada personaje hará a lo largo de los múltiples bucles, tanto buscando salidas, como aprendiendo más cosas sobre los invitados y los eventos. Algunos de estos descubrimientos son trágicos, mientras que otros son de una comedia negra muy bien realizada, especialmente cuando descubrimos la historia de Roy.

Algo que le pasa a la película es que a la mitad uno empieza a preguntarse cómo avanzará, pero algo que ayuda a evitar que se sienta pesada es que dura exactamente lo que debe durar. No le sobran escenas, y todo queda bastante bien cerrado y sin que sea necesaria una secuela o algo así como "El Retorno a Palm Springs". 

Una comedia romántica disfrutable, con un toque de comedia negra ocasional, y que no dura ni un momento más de lo que necesita durar para causar una buena impresión.

Escrito por Mario. 

Con la tecnología de Blogger.